domingo, 19 de mayo de 2013

escalera


Una culebra de escalera subadulta se desplaza lentamente por un pequeño talud de la campiña cordobesa a última hora de la tarde, quizá con la intención de depredar algún nido de abejaruco. Yo creo que la imagen en sí misma nos deja claro el origen del nombre de esta especie, que sin embargo solo muestra el dibujo en forma de escalera durante la etapa media de su vida. Cuando son jóvenes, las culebras de escalera poseen una librea a base de líneas transversales de color negro, a las que poco a poco se le van añadiendo un par de líneas oscuras a los lados a medida que la serpiente va creciendo, formando el típico dibujo en forma de escalera que da nombre a esta necesaria especie. Cuando alcanzan la fase de adultas, van desapareciendo progresivamente los "peldaños" de la escalera y aumentando el contraste de los "pasamanos", a los que acompañan otras dos líneas longitudinales muchísimo más tenues en algunos ejemplares. Resulta curioso que a esta especie se la encuentra frecuentemente con algunas cicatrices a lo largo del cuerpo y a muchos ejemplares les falta la punta de la cola, también con alguna cicatriz. La culebra de escalera es también el ofidio diurno que más suele campear durante la noche, sobre todo en los días más cálidos de finales de primavera y de verano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario